Una caída del cantante español, Joaquín Sabina en la parte frontal del escenario obligó a interrumpir el concierto que el músico estaba coprotagonizando este miércoles en el Wizink Center de Madrid junto a Joan Manuel Serrat.


Según confirmaron, no ha sido un desmayo lo que sufrió el artista, sino una caída, cuando el espectáculo apenas llevaba media hora.

Sabina, fue llevado en camilla fuera del escenario para ser asistido por los médicos, aunque según las primeras estimaciones, su estado no reviste gravedad. EFE

Compartí: