La torre Eiffel, el museo de Louvre y el palacio de Versalles anunciaron este viernes el cierre de sus puertas por un periodo indefinido a causa de la pandemia del coronavirus.


La empresa que gestiona la torre Eiffel indicó en un comunicado que el cierre se hará a las 21.00 horas (20.00 GMT) y expresó su deseo de reabrir «muy pronto, cuando la situación sanitaria lo permita».

El Museo del Louvre, que echó el cerrojo desde las 18.00 horas (17.00 GMT), apuntó que la decisión responde a «las directrices del Gobierno» y que también incluye al Museo nacional Eugène-Delacroix.

Añadió que devolverán el dinero a las personas que hayan comprado una entrada para los próximos días.

Además, las exposiciones temporales dedicadas al artista alemán Albrecht Altdorfer, prevista a partir del 23 de abril, y la de «El cuerpo y el alma. De Donatello a Miguel Ángel, esculturas italianas del Renacimiento», que debía abrir sus puertas el 6 de mayo, se han aplazado hasta nuevas fechas que se anunciarán más adelante.

El palacio de Versalles, que anualmente recibe diez millones de visitantes, anunció también que no abrirá mañana, al igual que los aledaños Trianon y la galería de las Carrozas, aunque sus jardines seguirán accesibles al público.

El primer ministro francés, Édouard Philippe, rebajó este viernes a 100 el máximo de personas permitidas en cualquier concentración para frenar la progresión del COVID-19, frente a las 1000 que había impuesto anteriormente, pero no se cerrarán los transportes públicos.

Otras instituciones culturales reaccionaron a la nueva medida del Ejecutivo, como la Comédie Française, que ha anulado todas sus representaciones hasta nueva orden, o el Festival de Cine Latinoamericano de Toulouse, que ha cancelado su edición, prevista del 20 al 29 de marzo. EFE

Compartí: