El coronavirus continúa su expansión por el continente americano así como los estados de emergencia, toques de queda y cierres de fronteras tanto a viajeros de Europa y Asia como a los latinoamericanos, que este martes recibieron otra nueva mala noticia: la suspensión de la Copa América de fútbol.


Por si fuera poco, en esta jornada donde Wall Street tomó aire, los Institutos Nacionales de Salud (NIH, en inglés) de EE.UU. dieron a conocer un estudio científico en el que no se descarta que el COVID-19 se transmita por el aire, ya que es estable en aerosoles, como en las superficies, durante varias horas e incluso días.

VENEZUELA PIDE AYUDA

El Gobierno de Nicolás Maduro solicitó al Fondo Monetario Internacional (FMI) un financiamiento por 5 mil millones de dólares para atender la pandemia de coronavirus que en el país ya deja 33 casos.

Venezuela está en cuarentena para evitar la propagación del coronavirus y suspendió todas las actividades laborales y escolares con excepción de áreas prioritarias como la salud y los alimentos.

Y también anuló durante 30 días todos los vuelos nacionales, tanto comerciales como privados, a partir de este martes.

Por otro lado, los Gobiernos de Colombia y de Venezuela tuvieron una reunión virtual, la primera en más de un año, para intercambiar información sobre el COVID-19 en zonas de frontera, con la ayuda de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

Varios países ya han anunciado medidas para ayudar a la población y los comerciantes con el fin de paliar el golpe que han registrado los mercados en las dos últimas semanas.

En este sentido, el Gobierno de Estados Unidos ha sido el más contundente. Este martes, la Administración Trump presentó un enorme paquete de estímulo fiscal de cerca de 1 billón de dólares, en el que se incluye el envío de «cheques» con efectivo a los ciudadanos «de manera inmediata», para contener el impacto económico del coronavirus.

SIN DEPORTES

La Copa América, programada para junio y julio de este año en Colombia y Argentina, se aplazó para el 11 de junio al 11 de julio de 2021, según la decisión conjunta tomada entre la Conmebol y la UEFA, medida que ya se tomó con otros campeonatos como la Copa Libertadores.

El presidente de la Conmebol, Alejandro Domínguez, dijo que se trata de «una medida extraordinaria para una situación inesperada y por lo tanto responde a la necesidad fundamental de evitar una evolución exponencial del virus, presente ya en todos los países de las Asociaciones Miembro de la Confederación».

El anuncio de la Conmebol se produce el mismo día en que se informó que la Eurocopa, programada para jugarse entre el 12 de junio y el 12 de julio en 12 sedes diferentes para conmemorar su 60 aniversario, se celebrará en 2012.

Asimismo, los organizadores del Campeonato de la PGA, el segundo de los cuatro grandes de la temporada de golf masculino, aplazaron hasta finales de este verano el torneo.

MEDIDAS E HISTERIA

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, lamentó «la histeria» colectiva en torno al coronavirus el mismo día que el gigante suramericano registró su primer fallecimiento por COVID-19.

«El virus trajo una cierta histeria y algunos gobernadores, creo, aunque puedo estar equivocado, toman medidas que van a perjudicar y mucho a nuestra economía», declaró el gobernante en alusión a las restricciones de circulación ya impuestas en casi todos los 27 estados de Brasil.

Desafiando las recomendaciones sanitarias, Bolsonaro prometió celebrar «una fiesta» el próximo 21 de marzo, cuando cumple 65 años.

Por contra, el Gobierno de Costa Rica pidió calma a la población para que no abarroten los supermercados, pues el abastecimiento de alimentos y artículos de limpieza se encuentra garantizado, tras conocerse 50 casos en e país, de los que 4 están internados en unidades de cuidados intensivos.

Las autoridades de la ciudad que nunca duerme, Nueva York, pidió a sus habitantes que se preparen para la posibilidad de que se les ordene quedar recluidos en sus casas y adelantó que en las próximas 48 horas podría haber una norma en ese sentido.

Canadá está considerando declarar el estado de emergencia en todo el país, una medida que este martes adoptó su principal provincia, Ontario, ante el aumento de los casos de COVID-19, que ya se sitúan en 466 con cinco personas fallecidas.

Al sur del continente, con una proyección de un máximo de 100.000 enfermos de coronavirus a finales de abril, el Gobierno chileno ha ido restringiendo paulatinamente el número máximo de personas que pueden participar en un acto público y se perfila una cuarentena obligatoria que afectaría de lleno a la movilización ciudadana que vive el país desde el 18 de octubre de 2019.

También se suma al cierre de fronteras Bolivia, que hará efectiva la norma dentro de dos días a los extranjeros y sólo permitirá el ingreso de bolivianos y residentes, además de suprimir todos los vuelos internacionales dentro de tres días.

Ecuador vigila gracias al rastreo satelital a las personas que se encuentran o que entren en cerco epidemiológico, y contabiliza seis casos en los que individuos han violado el Aislamiento Preventivo Obligatorio (APO) por COVID-19.

En contravía a las medidas en la región, el Gobierno mexicano todavía no baraja la posibilidad de cerrar las fronteras.

Ya por libre, desatendiendo a las recomendaciones de la OMS, el Gobierno de Nicaragua convocó a un ejercicio multiamenazas para el próximo jueves, en el que espera la participación de 1,5 millones de nicaragüenses, incluyendo a miles de estudiantes.

MULTAS Y SANCIONES

Nueva York anunció que ha impuesto hasta ahora 550 multas con un valor total de 275.000 dólares a negocios que han aprovechado la crisis del coronavirus para subir los precios de determinados productos con mucha demanda.

El vicepresidente de Ecuador, Otto Sonnenholzner, advirtió que se castigará con la cárcel a quienes incumplan las disposiciones adoptadas por el Gobierno en el marco de la emergencia sanitaria en el país, donde se registran 111 casos.

El Gobierno colombiano, que ya ha expulsado a unos siete extranjeros entre españoles y franceses, advirtió que quienes incumplan los protocolos o especulen con los precios de alimentos o productos sanitarios irán a prisión.

El número de casos positivos globales por el coronavirus causante alcanzó los 167.511, después de que se informara de 13.903 nuevas infecciones, mientras que las muertes se elevan a 6.606, de las que 862 se registraron en las últimas 24 horas, informó la Organización Mundial de la Salud (OMS). EFE

Compartí: