El Gobierno interino boliviano anunció este miércoles que realizará "ciberpatrullajes" en las redes sociales para identificar a las personas que están desinformando sobre el coronavirus (COVID-19), con un pedido en particular al respecto al Movimiento al Socialismo (MAS) de Evo Morales.


El ministro interino de Gobierno (Interior), Arturo Murillo, manifestó que «hay algunas personas de mala fe» que quieren aprovecharse de esta situación desinformando a los bolivianos a través de las redes sociales.

«Hemos ordenando a la Policía Nacional, a las Fuerzas Armadas y departamentos correspondientes del Ministerio de Gobierno hacer ciberpatrullajes, vamos a revisar redes sociales», indicó Murillo en conferencia de prensa en La Paz.

La autoridad interina advirtió de que las personas que estén desinformando serán sometidas a procesos legales y penales.

PIDEN NO HACER POLÍTICA CON EL CORONAVIRUS

Además pidió al candidato del MAS, el exministro Luis Arce, y a sus partidarios que no desinformen ni hagan política con este tema.

«Yo les pido a los políticos, especialmente al candidato Arce, que no haga desinformar con su gente, les pido por favor al MAS no hagan política, estamos luchando para que no haya pérdida de vidas humanas, con la vida no se debe jugar y no lo vamos a permitir», remarcó Murillo.

En Bolivia empezaron a circular a través de las redes sociales audios de gente que advierte de que el coronavirus es una «mentira» y es una supuesta estrategia de la presidenta interina, Jeanine Áñez, para permanecer en el poder.

El país sudamericano registra doce casos confirmados de coronavirus, según el más reciente reporte del Ministerio de Salud.

LAS MEDIDAS DEL GOBIERNO

La pasada semana se declaró la emergencia nacional y en la víspera el Gobierno interino dispuso la emergencia sanitaria y cuarentena.

Desde este jueves Bolivia cerrará sus fronteras y quedarán suspendidos los vuelos internacionales y el transporte terrestre de pasajeros para frenar el contagio del coronavirus.

Además desde este miércoles rige el horario continuado en los sectores público y privado de 8.00 a 13.00 y los bolivianos están obligados a permanecer en sus casas desde las 17.00 a 05.00.

Estas medidas se suman a la prohibición de todo tipo de actos culturales y deportivos, y del funcionamiento de bares, cines, gimnasios, parques de diversiones, eventos nocturnos, entre otros. EFE

Compartí: