Brasil ha registrado 7.025 muertes por coronavirus, 275 más en las últimas 24 horas, y superó la barrera de los 100.000 casos confirmados de la enfermedad, que crece de manera exponencial en el país, según informó el Ministerio de Salud.


Las autoridades sanitarias reportaron 4.588 nuevos contagios en el país en el último día, lo que situó el número total de infectados en 101.147.
No obstante, diversos estudios científicos divulgados esta semana indican que los casos de COVID-19 en Brasil podrían superar el millón y e incluso situarse por encima de Estados Unidos.
Ello debido a la enorme subnotificación existente en este país de 210 millones de habitantes y a la falta de test.
Por otro lado, el Ministerio de Salud informó que hay 1.364 óbitos que están bajo investigación y que pudieran haber sido causados por el nuevo patógeno.
El balance también reflejó un aumento en el número de recuperados, que este domingo era de 42.991, 2.054 más que ayer.
No obstante, se espera un agravamiento de la crisis sanitaria, pues el pico de la pandemia está previsto que llegue en las próximas semanas, con los sistemas de salud pública de algunos estados ya colapsados ante el crecimiento exponencial de los casos.
El estado de Sao Paulo, el más rico y poblado de Brasil, con unos 46 millones de habitantes, continúa siendo el más golpeado por la pandemia con 2.627 fallecidos y 31.772 infectados por COVID-19.
Por detrás se sitúa el estado de Río de Janeiro, el tercero más populoso del país, con 17 millones de habitantes, al contabilizar 1.019 muertes y 11.139 infectados.
Otro de los estados que preocupa es el de Amazonas, con 548 fallecidos y 6.683 casos, con apenas 4 millones de habitantes y cuyos servicios hospitalarias y funerarios están completamente desbordados.
El ministro de Salud, Nelson Teich, viajó este domingo a Manaos, la capital de Amazonas, para acompañar de cerca la dramática situación de la región.
Hasta allí llegaron en la víspera dos aviones de la Fuerza Aérea Brasileña (FAB) con equipamientos médicos, mascarillas, entre otros materiales sanitarios.
Teich ya admitió días que Brasil puede llegar a registrar mil fallecidos al día y descartó, por el momento, recomendar flexibilizar las medidas de aislamiento, como defiende el presidente Jair Bolsonaro.
El mandatario ultraderechista volvió este domingo a participar en un acto a favor de su Gobierno contrariando las recomendaciones sanitarias de evitar aglomeraciones durante la pandemia. EFE

Compartí: