Descargar el Audio

Jorge Ozuna es uno de los compatriotas que se encuentra guardando la cuarentena en un polideportivo ubicado en el km 7 de Ciudad del Este. Mencionó que recién hace tres días fueron sometidos a las pruebas del COVID- 19, cuando se cumplieron 14 días de su llegada a dicho sitio. Pidió que estas pruebas se hagan con mayor rapidez y sugirió que las mismas sean realizadas cuando las personas apenas lleguen a la frontera.


Jorge comentó que estaba en Foz de Yguazú donde estudiaba Ciencias Políticas  y tras la paralización de las actividades universitarias, decidió volver a nuestro país. Comentó que en el albergue tienen poco contacto con las personas de salud ni los militares y que tras una tregua que llevaron a cabo entre los connacionales lograron que se les practicaran las pruebas, cuyos resultados estarán listos el próximo lunes.

«En el albergue somos 100 personas, dormimos en colchones inflables, a 3 o 4 metros uno del otro. Desde hace tres días hace frío y algunos presentaron congestiones, pero nada grave», expresó. Señaló que entre ellos se auto- organizan para la limpieza del lugar y resaltó que cumplen con los protocolos establecidos por el Ministerio de Salud como el uso de tapabocas.

Si bien se les provee de desayuno, almuerzo y cena, los mismos son insuficientes y muchas veces pasan entre 5 a 6 horas de la última comida, expresó. Asimismo dijo que en ciertas ocasiones deben recurrir a los deliverys para cubrir esta necesidad.

 

Compartí: