La jueza Cynthia Lovera otorgó el arresto domiciliario a Katerina Pamela Toñanez y Carlos Alberto Vargas, procesados por supuesta lesión de confianza.


Asimismo la magistrada aplicó una caución real de G. 100 millones para cada uno. También tienen la prohibición de salir del país y de comunicarse con los demás procesados.

Dichas personas se encontraban con rebeldía y orden de captura por no haberse presentado la semana pasada a la audiencia de imposición de medidas cautelares.

Esta tarde se presentaron ante la Justicia y la jueza interina llevó adelante la audiencia y resolvió darles el arresto domiciliario.

Toñanez y Vargas, representantes legales de la firma Proyecto Global, fueron imputados dentro del marco de la causa de la presunta compra sobrefactura de tapabocas para la Dinac.

Fuente: Judiciales.Net

Compartí: