La agente fiscal Ana Girala, quien interviene en el caso de la familia que fue disparada anoche por dos efectivos policiales, en San Lorenzo, Yvera, jurisdicción de la Comisaria Primera imputó a los policías Derlis Sanabria y Juan Amarilla por los hechos de Homicidio Doloso en grado de Tentativa, Lesión corporal en el Ejercicios de funciones y Omisión de auxilio. La Fiscalía solicitó Prisión Preventiva.


Ambos fueron convocados a prestar declaración indagatoria, pero se abstuvieron, los mismos se exponen hasta 30 años de cárcel.

La fiscal dispuso la detención de ambos uniformados, asi también la realización de la prueba de alcotest que resultó negativo, y pruebas de nitrito y nitrato. Además, solicitó imágenes de circuito cerrado de la zona e informes sobre la orden de trabajo de los efectivos a fin de indagar sobre el tipo de procedimiento que estaban realizando en el sitio donde se inició la persecución contra el móvil particular.

El vehículo, presumiblemente una Toyota Run (de color negro) recibió varios impactos de bala y uno de ellos hirió a un niño que se encontraba en el interior, en el asiento trasero.

El vehículo siguió unos km más deteniéndose en un lugar público donde el padre solicitó ayuda, testigos socorrieron al menor quien fue trasladado de urgencia para recibir asistencia médica.

La familia que se trasladaba con un bebé y un niño regresaba a su casa anoche, cuando fue interceptada por dos efectivos policiales, el hombre a fin de no ser multado evadió el control y fue perseguido por ambos uniformados, en un trayecto de casi 8 km, durante el cual se produjeron los diferentes disparos contra el Toyota particular.

Fuente: Ministerio Público.

Compartí: