Descargar el Audio

Aramí O’Hara, representante del sector gastronómico, manifestó que hay que ser “incrédulo” para pensar que la situación se solucionará con la reapertura de los restaurantes el 15 de junio, ya que con esto no se llenarán los locales “mágicamente” y lo que se busca es confianza nuevamente con el cliente. Recordó que la postura del sector es buscar: la reducción de impuestos, la posibilidad de forma diferente a los contratos de trabajo. Por otra parte manifestó que no hay equidad en cuanto a las decisiones del Gobierno entre el sector público y privado.


Recordemos el protocolo para el sector gastronómico fue aprobado por el Ministerio de Salud, en donde queda la posibilidad de que abran en la tercera fase de la cuarentena inteligente, 15 de junio. Al respecto Aramí dijo que tranquiliza un poco más al sector, ya que venía muy preocupado por la falta de respuestas.

Sin embargo, manifestó “esto no va a durar poco, uno tiene que ser bastante incrédulo pensando de que esto se soluciona a la apertura del 15 de junio de los restaurantes, bajo ningún sentido. Los restaurantes ahora que decidan abrir el 15 de junio, por poner un ejemplo, porque obviamente va a ser voluntario de cada dueño abrir o no otra vez, no es que mágicamente se van a llenar tampoco los restaurantes, lo que acá se busca construir es de nuevo la confianza con el cliente, de que se sienta tranquilo, de que puede venir a visitar y que puede salir de su casa sin ningún miedo sabiendo que los restaurantes van a respetar las medidas de higiene y salubridad”.

Asimismo recordó la postura del sector que es buscar: la reducción de impuestos, la posibilidad de forma diferente a los contratos de trabajo. Y de esta manera tratar de paliar la situación, “esto no va a durar poco”.

“Lastimosamente siempre el sector privado termina siendo el mayor afectado y los funcionarios del sector privado siempre ante cualquier cosa termina siendo los mayores afectados. Yo vuelvo no más a recalcar de que en base a esta pandemia ¿A quienes no se les tocó el salario? O sea nosotros sacamos un préstamo que lo vamos a terminar pagando todos los 7 millones y tantito de paraguayos, pero que benefició solamente al 100% del salario de los empleados públicos. Entonces no me puede venir a decir de que hay una suerte de equidad o una suerte de igualdad porque no hay una equidad”, indicó.

 

Compartí: