La alcaldesa de Washington D.C., Muriel Bowser, anunció este jueves el fin del toque de queda en vigor desde el domingo después de que este miércoles no se produjesen arrestos debido a las protestas mayoritariamente pacíficas en la capital estadounidense por la violencia policial contra los afroamericanos.


En rueda de prensa, Bowser indicó que había decidido levantar el toque de queda, impuesto desde el domingo en la noche, ante el carácter pacífico de las protestas de las últimas jornadas.

La capital estadounidense vivió el domingo una tensa noche de saqueos y disturbios, y los manifestantes concentrados ante la Casa Blanca fueron reprimidos el lunes con gases lacrimógenos por parte de las fuerzas de seguridad.

Los manifestantes, sin embargo, mantuvieron las protestas y desafiaron a las autoridades al quedarse en las calles una vez superada la hora del comienzo del toque de queda.

En los últimos días, se ha ampliado el perímetro de seguridad y reforzado la residencia presidencial con vallas elevadas, lo que ha dado un aire fortificado a la Casa Blanca, uno de los destinos turísticos más visitados de la capital.

El presidente estadounidense, Donald Trump, objetivo de muchas de las críticas de los manifestantes amenazó con el despliegue de miles de soldados para mantener el orden en la ciudad, dentro de la ola de protestas desencadenadas en EEUU tras la muerte por asfixia bajo custodia policial de George Floyd en Mineápolis la pasada semana.

«Estamos preocupados que este fortalecimiento puede no ser solo temporal.Tengan en cuenta que es la casa del pueblo. Es un triste comentario que la Casa y sus inquilinos tengan que estar protegidos por un muro», subrayó Bowser.

En la misma conferencia de prensa, el jefe de Policía del Distrito de Columbia, donde se encuentra Washington, Pete Newsham, informó que durante las protestas del miércoles, que congregaron a más de 5.000 personas, no hubo ningún arresto.

En seis días de protestas, el sábado se produjeron 19 detenciones, 90 el domingo, 289 el lunes y 29 el martes, mientras que este miércoles no hubo detenidos. EFE

Compartí: