Las autoridades españolas han puesto el foco en el ocio nocturno ante el aumento de contagios de coronavirus entre los más jóvenes, mientras se intenta combatir los 201 focos activos de la enfermedad detectados por todo el país.


Foto ilustrativa.

Entre imágenes de fiestas, reuniones en lugares cerrados o en calles, con muchos participantes y la mayoría de ellos sin mascarilla ni guardar las mínimas recomendaciones de seguridad, España tiene este lunes un total de 201 brotes activos.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, apuntó hoy directamente al «ocio nocturno» como una de las principales causas de los actuales brotes, por lo que hizo «un llamamiento a la cautela y la prudencia» entre los más jóvenes.

Las cifras que llegan desde numerosos puntos del país apuntan a este tendencia: 83 jóvenes dieron positivo en Córdoba (Andalucía, sur) tras un festejo de fin de curso en una discoteca, con más de 70 en la localidad turística y de ocio de Gandía (Valencia, este).

Además, el 60,5 % de los 426 nuevos positivos registrados entre el viernes y el domingo en el País Vasco tienen entre 10 y 29 años

El Gobierno de la región de Murcia dio este lunes un primer paso al anunciar la prohibición de abrir los locales de ocio nocturno y limitar las reuniones a un máximo de 15 personas.

Los datos del Ministerio de Sanidad apuntan a que la edad media de los nuevos contagiados es baja, por lo que Illa urgió, en una conferencia de prensa, a «extremar la prudencia, especialmente entre la población joven».

España registró un total de 685 nuevos contagios en las últimas 24 horas, más de la mitad en las dos regiones más afectadas: Aragón y Cataluña (noreste).

Compartí: