Las muertes por COVID-19 en el Reino Unido asciendieron oficialmente este domingo a 45.752, tras sumar 14 en 24 horas, con lo que el país se mantiene como primero de Europa y tercero del mundo más afectado por la pandemia.


En su parte diario, el ministerio de Sanidad y Atención Social señaló que hasta la fecha se han registrado 299.426 contagios, de los cuales 747 entre el sábado y hoy.

Aunque el Gobierno informa de los decesos confirmados por un test diagnóstico, otras estadísticas oficiales indican que la cifra real de fallecimientos atribuibles al virus supera los 56.100 en este país.

Las cifras se conocen después de que el Ejecutivo del primer ministro, Boris Johnson, anunciara anoche la imposición desde este domingo de una cuarentena de catorce días a los viajeros que lleguen desde España, por el repunte del coronavirus en el país mediterráneo.

La medida, que afecta a los planes de vacaciones de miles de ciudadanos, ha suscitado las críticas del sector turístico y de la aviación, que lamentan la falta de preaviso y piden que se exima del confinamiento a las islas Baleares y Canarias, con menos incidencia del virus.

La ministra de Exteriores española, Arancha González Laya, ha asegurado desde Madrid que la situación en España está controlada, pues los brotes registrados se detectaron «precozmente», y reveló que negocia con Londres que los archiélagos españoles de Baleares y Canaris puedan quedar exentos de cuarentena. EFE

Compartí: