Descargar el Audio

Este miércoles, la Cámara de Diputados aprobó el proyecto de ley que prevé otorgar libertad condicional a los presos durante la pandemia. La diputada Rocío Vallejos explicó que con la normativa, en caso de ser aprobada, el diputado Miguel Cuevas podría salir de prisión. Añadió que casos de narcotráfico no están exceptuados de la ley. Refirió que no es muy claro el texto y que deja mucho a la interpretación.


La legisladora al ser consultada si el diputado colorado Miguel Cuevas saldría de la Agrupación Especializada, donde guarda reclusión, si se aprueba el proyecto, la parlamentaria manifestó que “sí, porque lo que ellos aprobaron es justamente en la parte de los imputados la redacción tan amplia que aprobaron que dice que ‘todo aquel que está con una prisión preventiva donde el marco penal de su hecho punible atribuido’. Pongamos ejemplo, caso de estafa, lesión de confianza, enriquecimiento ilícito, tráfico de influencia, todo lo que sea documento, los hurtos, esos hurtitos, hurto agravado incluso que tiene pena de hasta diez años, si son hasta 10 años pueden salir”.

La diputada Rocío Vallejos manifestó refirió que hay un artículo en el texto donde se incluyó el tipo de casos que no van a poder ser beneficiados con la ley. Entre los exceptuados no se encuentra casos de narcotráfico, puntualizó la diputada.

Vallejos señaló que el proyecto no es muy clara. “Los que pasa es que si sale esa persona, primero que no creo que sea tan divertido estar en Tacumbú, ni en ningún lugar de reclusión, entonces le quedan tres años de condena y como nosotros no tenemos la interrupción del plazo de prescripción de la pena, o sea: cumplió tres años, se va a su casa seis meses y tiene que volver después, pero no vuelve, ¿qué pasan con los dos años y medio que le faltan? Y siguen corriendo, por más de que esté prófugo, con la ley aprobada hoy siguen corriendo. Entonces lógicamente va a preferir estar debajo de un árbol en el medio del campo que volver a Tacumbú y pasan los 6 años y después ya está libre. Entonces eso nosotros también previmos como una cláusula de refuerzo a esta ley si es que se aprobaba por lo menos con modificaciones, pero nada no nos escucharon”, refirió.

Esta normativa se trata de una iniciativa, con media sanción de la Cámara de Senadores, que tiene por objeto reducir la población penitenciaria, dentro del marco de la emergencia sanitaria por la pandemia del COVID-19.

En la versión de la Cámara de Senadores, establece que podrán concederse medidas temporales de prisión domiciliaria a personas privadas de su libertad que cuentan con autorización judicial para realizar salidas transitorias; condenados que se hallan bajo régimen de semilibertad; y quienes hayan cumplido las dos cuartas partes de la pena privativa de libertad.

Igualmente, abarca a condenados a penas privativas de libertad igual o menor a diez años y por la comisión de hechos punibles no violentos, no vinculados con hechos punibles cometidos contra la vida, la autonomía sexual, indemnidad sexual de menores de edad, violencia doméstica o violencia familiar o hechos punibles cometidos contra las mujeres por su condición de tales o grupos en situación de vulnerabilidad y; condenados que integran grupos de riesgo de alta morbilidad en caso de contraer la enfermedad COVID-19.

Compartí: