Descargar el Audio

Este martes allanaron un tinglado que funcionaba como Parque Sanitario en CDE donde se encontraron varios medicamentos en mal estado o vencidos fueron. Al respecto, la abogada Yolanda Paredes refirió que el local supuestamente no contaba con patente ni con el registro sanitario. “Funcionaba como un copetín, a lo mejor el copetín tenía más documentación porque este lugar no tenía absolutamente ningún documento”.


A la vez, acotó que las condiciones en la que se encontraba el depósito eran «catastróficas porque hasta rata había».

Mencionó que este martes se presentó en el lugar para realizar cobertura jurídica y aseguró que notificó a la Fiscalía para que tome intervención en el asunto. Agregó que presentó una denuncia por la provisión insalubre de medicamentos a los hospitales de Alto Paraná ya que explicó que se trata de un depósito en el que funciona un Parque Central desde el cual hace la distribución a los 22 distritos de Alto Paraná.

«Hace más de cinco años se utiliza, el doctor Mikeas Abreu, era un director de la Décima Región Sanitaria en el 2014, recomendó el alquiler de ese local, incluso alegando a que reunían las condiciones de seguridad, es más, lo que estamos investigando es que aparentemente la Fundación Tesai es la que esta pagando el alquiler para que supuestamente los medicamentos de Salud Pública estén almacenados en este lugar», aseguró.

«Tengo entendido que eran cuatro funcionarios los que se dedicaban a trabajar allí, no había ni sistema de seguridad ni de ningún tipo, bastante precario el depósito, funcionaba primero como taller mecánico y luego como hamburguesería según los vecinos», manifestó.

Paredes indicó que la encargada les habría manifestado que tiene unas 15 notas que supuestamente remitió a los superiores a lo largo de estos años informando de las condiciones del local, por ende apuntó que la Fiscalía tiene que acceder a esa documentación para determinar a quien eventualmente imputar.

«La encargada nos manifestó que en varias ocasiones ya habían informado a los superiores de las condiciones insalubres, de goteras inclusive porque también medicamentos fueron desechados porque estaban invadidos de ratas o agua, realmente la precariedad es tremenda», puntualizó.

 

Compartí: