Ecuador registró este miércoles 110.549 positivos por COVID-19, 1.519 de estos en las últimas 24 horas, y suma ya 6.410 fallecidos oficiales y 3.703 probables por la enfermedad, según el último parte ofrecido por el Ministerio de Salud Pública.


Los datos representan 42 decesos oficiales adicionales y siete probables por coronavirus, aunque no hayan podido confirmarse.

Desde que se detectó el primer caso en el país, el 29 de febrero, se han practicado, según el parte oficial, un total de 311.310 pruebas, entre PCR y rápidas, con las que se descartaron 157.525 casos.

De las 24 provincias del país, la incidencia de la pandemia es mayor en la de Pichincha, cuya capital es Quito, que sigue aglutinando la cifra más numerosa de casos, 23.083, 400 nuevos con respecto a la víspera, seguida por la de Guayas, con Guayaquil de cabecera, que cuenta 18.632, 69 inéditos.

Otras de las provincias que acumulan más de 3.000 casos confirmados de coronavirus son Manabí, con 8.262 casos, Azuay (5.064), El Oro (4.234), Santo Domingo de los Tsáchilas (4.432), Loja (4.279), Esmeraldas (3.503), Tungurahua (3.285), y Los Ríos (3.147).

Les siguen Cotopaxi (2.931), Imbabura (2.754), Morona Santiago (2.410), Sucumbíos (2.082), Chimborazo (1.952), Pastaza (1.837), Carchi (1.844), Orellana (1.570), Bolívar (1.417), Santa Elena (1.251), Zamora Chinchipe (1.170), Cañar (1.216) y Napo (1.129).

La insular de Galápagos, situada a unos mil kilómetros de las costas continentales ecuatorianas, registra 109 positivos.

El Gobierno ecuatoriano extendió el pasado 14 de agosto por 30 días adicionales el estado de excepción que rige en todo el territorio nacional desde el 16 de marzo, para atajar la expansión de la pandemia.

Sin embargo, se prevé que ese estado se suspenda a mediados de septiembre a raíz de una decisión de la Corte Constitucional del país.

«La Corte Constitucional dictaminó que el actual estado de excepción será el último», informó este miércoles la ministra de Gobierno, María Paula Romo, en un mensaje por redes sociales.

En su dictamen, los jueces indicaron que «tras haber realizado varios exhortos a las autoridades nacionales y sectoriales para transitar paulatinamente a un régimen ordinario apto para enfrentar la COVID-19, transcurrido este periodo de 30 días de renovación del estado de excepción la Corte Constitucional no admitirá una nueva declaratoria sobre los mismos hechos».

Ecuador se encuentra desde junio pasado en un proceso de reapertura y ha pasado del aislamiento masivo al distanciamiento físico con el levantamiento paulatino y coordinado de las restricciones impuestas al inicio del estado de emergencia.

El Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional ha adoptado una serie de medidas para incrementar el aforo permitido en el transporte público e interprovincial, así como en establecimientos, entre otras medidas.

El Ministerio de Educación informó el domingo de que las clases continuarán desarrollándose de manera no presencial a escala nacional, tanto en el régimen Costa como en el de la Sierra y Amazonía. EFE

Compartí: