Descargar el Audio

El senador Jorge Querey sostuvo que la ratificación al Acuerdo de Escazú se ve interrumpida debido “a la posición absurda e interesada de un grupo fáctico muy poderoso” vinculado al negocio de la ganadería y de la producción de soja.


«Lo que ocurre es que el Gobierno firma y Cancillería también y finalmente todos los convenios internacionales establecen ratificaciones de sus respectivos Congresos y es ahí donde entra una posición absurda e interesada de un grupo fáctico muy poderoso y son los que quieren seguir la vieja política de Alfredo Stroessner«, sostuvo.

«Estos son los sectores sojeros y ganaderos que en realidad no piensan en un desarrollo nacional, hay dos empresas que a gran valor están exportando a Europa. Son quienes piensan en el manejo extensivo e irracional del uso de la tierra para una soja transgénica que usan litros de pesticidas y que no les importan quemar el campo, esos son los grupos, no todos pero son poderosos», indicó.

«Yo creo que esta correlación es demasiado importante, ni siquiera es un proyecto que nosotros hubiéramos gestionado, es Cancillería en un foro internacional multilateral que llega a un acuerdo mínimo lo cual vemos hoy la consecuencia, nos estamos aislando ahora», señaló.

El legislador indicó que actualmente en el día a día se observa y se siente el impacto que genera la situación critica medioambiental. Por ende, realizó hincapié en que dicho acuerdo ayudaría a prevenir los daños ambientales.

El Acuerdo de Escazú busca:

  • Garantizar la implementación plena y efectiva en América Latina y el Caribe de los derechos de acceso a la información ambiental.
  • Participación pública en los procesos de toma de decisiones ambientales y acceso a la justicia en asuntos ambientales.
  • Creación y el fortalecimiento de las capacidades y la cooperación, contribuyendo a la protección del derecho de cada persona, de las generaciones presentes y futuras, a vivir en un medio ambiente sano y al desarrollo sostenible.

Es un tratado internacional firmado por 22 países de América Latina y el Caribe.

Paraguay figura como miembro negociador y el acuerdo fue firmado por el entonces canciller Luis Alberto Castiglioni, el 28 de septiembre del 2018 durante la reunión anual de la Asamblea General de las Naciones Unidas, en Nueva York, EE. UU.

El Acuerdo debía ser tratado por el Congreso Nacional para ser ratificado pero recibió críticas por parte de miembros de la Iglesia quienes afirmaron que el acuerdo se relacionaba con el aborto y la ideología de género.

Compartí: