El mandatario del Brasil, Jair Bolsonaro, suspendió su visita prevista para el 15 de octubre a Foz de Yguazú, cuidad fronteriza con Ciudad del Este. La noticia se dio a conocer mediante publicaciones de medios brasileños. Su encuentro con el presidente Mario Abdo Benítez se iba a dar en el marco de la reapertura del Puente de la Amistad.


A pesar de la suspensión del encuentro, la apertura de la frontera se mantendrá, según informó este sábado la Cancillería de Paraguay en sus redes sociales.

«El Ministerio de Relaciones Exteriores confirma que, desde el 15 de octubre próximo, se inicia el proceso de apertura gradual de la frontera entre Paraguay y Brasil, a través del Puente de la Amistad. El encuentro presidencial, por cuestiones de agenda, ha sido pospuesto», decía el tuit de Cancillería.

El ministro de Asuntos Internacionales de la Presidencia paraguaya, Federico González, había informado este viernes del encuentro entre ambos mandatarios durante una conferencia de prensa en la que también se anunció la vuelta a la actividad del Aeropuerto Internacional Silvio Pettirossi y del Puente de la Amistad.

El tiempo de apertura de ese puente será, en principio, de trece horas para evitar aglomeraciones.

Los comerciantes de Ciudad del Este, la segunda de Paraguay y motor del comercio fronterizo, habían dado un plazo de espera al Gobierno hasta el 12 de octubre para completar esa apertura o, en caso contrario, regresar a las manifestaciones y movilizaciones.

Paraguay cerró sus fronteras en marzo y desde entonces solo ha permitido el ingreso al país de ciudadanos repatriados, así como de camiones para garantizar el abastecimiento de la población durante las restricciones impuestas por la cuarentena sanitaria.

El país sudamericano tomó estas medidas poco después de conocerse el primer caso de coronavirus en el país, el pasado 7 de marzo, en un ciudadano que regresaba de un viaja de negocios a Ecuador.

Desde entonces, Paraguay ha registrado 48.978 contagios, con 1.065 fallecidos y 31.351 recuperados, según los datos del Ministerio de Salud. EFE

 

 

 

Compartí: