El ministro de Salud, Julio Mazzoleni anunció que acompañará la decisión de los obispos de la iglesia de que los feligreses no vayan hasta la Basílica de la Virgen durante la festividad mariana y que acompañen el novenario de manera virtual.


Según el monseñor Ricardo Valenzuela, la Iglesia reconoció que la aplicación del protocolo sanitario, previsto para la festividad de Caacupé, será complicado. Los obispos del Paraguay invitamos a celebrar la festividad del 8 de diciembre todos unidos, pero desde nuestras comunidades», dijo.

Compartí: