Descargar el Audio

El viceministro de Salud, Julio Rolón manifestó que están analizando elaborar un documento que prohíba la participación de los niños y adolescentes en la fiesta mariana, para evitar el contagio con el virus COVID-19. Dijo que estuvieron dialogando con el Ministerio de la Niñez y que este último no tiene la estructura para sostener cualquier situación.


“Nosotros con relación a los niños seremos estrictos, no es necesario. Pero también a eso le sumamos la conciencia ciudadana en el sentido de que queremos alinearnos a la propuesta y la proposición del discurso de la iglesia, el de que la gente se quede en la casa a hacer su peregrinar espiritual y del corazón”, indicó Rolón a radio Ñandutí.

Mencionó que actualmente se encuentra prohibida la peregrinación o presencia en las misas de los adultos mayores a los 60 años, y asimismo recomendado que los niños y adolescentes no asistan, por lo que ahora están analizando elaborar un documento que prohíba también la presencia de niños y adolescentes.

“Lo que queremos hacer ahora es trabajar sobre quitar realmente un documento en donde se diga que la presencia de niños y adolescentes no están permitidos, es decir que está prohibido. Haciendo un trabajo en conjunto con el Ministerio de la Niñez estuvimos evaluando y ellos no tienen la estructura como para poder sostener cualquier tipo de situación que se presente porque realmente ante el COVID-19 todo está enfocado en los hospitales y sanitariamente nosotros tampoco no vamos a poder tener el mismo nivel de cobertura, si bien vamos a estar presente, no en el mismo nivel de cobertura de años anteriores. Entonces estamos analizando para que explícitamente no se permite la presencia de niños y adolescentes”, explicó el viceministro.

utoridades sanitarias y de la Diócesis de Caacupé dieron a conocer este miércoles el protocolo sanitario para el Operativo Caacupé, ajustado para evitar los contagios de covid-19 en el país.

En el protocolo se brinda información detallada acerca del acceso a la Villa Serrana durante los días previos y hasta la festividad del 8 de diciembre, así como los lugares de peregrinación, la presencia en la Basílica de Caacupé, el Pozo de la Virgen, y los comercios aledaños.

En el mismo se indica que cada peregrinante deberá contar con un kit de aseo individual que incluya toalla de mano y alcohol al 70%, además de la mascarilla que se deberá utilizar al momento de ingresar al santuario, en el transporte público y en otros sitios mientras dure la permanencia en la Villa Serrana. Solo se exceptúan durante las caminatas pero manteniendo siempre la distancia física de dos metros entre peregrinos.

Quedan prohibidas las peregrinaciones de cualquier modalidad para los adultos mayores de 60 años, las embarazadas, los niños menores de 12 años, y las personas de cualquier edad con signos y síntomas respiratorios, las personas de cualquier edad que sean vulnerables de cualquier edad por tener alguna enfermedad de base como hipertensión, diabetes, e inmunocomprometidos, entre otros.

Compartí: